Hauser & Wirth se plantea su llegada a la isla de Menorca

Menorca, ¿nuevo epicentro del arte actual?

La poderosa galería suiza Hauser & Wirth, Con ramificaciones en Londres, Zúrich, Nueva York y Los Ángeles, negocia con el Ayuntamiento de Mahón, en las Islas Baleares, su llegada a la isla con un proyecto específico para la promoción y exhibición de arte contemporáneo

Iwan y Manuela Wirth

Cada vez es más complicado mantener el secreto y más numeroso el pequeño grupo de los que se han hecho ya eco de él. Y es que no es para menos: Iwan Wirth, presidente de una de las galerías de arte más importantes del mundo, ha posado su mirada en la isla de Menorca como posible nueva sede de su emporio artístico (con ramificaciones en Zúrich, Londres, Los Ángeles y Nueva York).

El empresario y editor suizo, copropietario junto a su esposa Manuela de la prestigiosa galería Hauser & Wirth, se habría interesado por la así llamada Isla del Rey, en el municipio de Mahón, enclave donde se sitúa el antiguo hospital militar construido en 1711 durante la primera dominación inglesa de la isla, en manos hoy de la Fundación Hospital Isla del Rey. Fuentes cercanas al proyecto confirman que la intención del galerista sería la de invertir más de dos millones de euros para contribuir a los trabajos de restauración de las instalaciones que ya se llevan a cabo y alojar allí una nueva rama de su emporio artístico, la de un matrimonio cuyo patrimonio, según datos de la revista «Forbes»supera los 180 millones de euros.

El modelo planteado para la futura institución, que situaría a Menorca en el mapa del arte contemporáneo, podría ser similar al que la pareja ya puso en marcha en el condado de Somerset (al suroeste de Inglaterra), en la granja de Durslade, donde las actividades propias de una galería se complementan con un completo programa de actividades culturales y artísticas, seminarios, talleres y programas educativos, y donde el entorno yel paisaje (algo que no faltaría en Mahón) son determinantes para acceder al arte con otra mirada. El hecho de que los Wirth se haya hecho además con una finca en la isla para instalar una nueva residencia y que estén en negaciaciones para integrar en el proyecto un hotel inactivo del puerto llevan a pensar que la intención es seria.

Ahora bien, pese a que la Fundación Hospital del Rey ha recibido la noticia con entusiasmo, la última palabra depende del Ayuntamiento de Mahón, dado que la institución es de titularidad municipal. También las fuentes consultadas consideran que las cifras manejadas por los Wirth (más de dos millones de euros) están muy bien calculadas, ya que no superan los límites precisos para que sea necesario que su propuesta pase por el pleno municipal, quedando pues la decisión a expensas del equipo de gobierno que dirige Conxa Juanola, de Ara Maó, con el apoyo de los socialistas. En estos momentos, la iniciativa se encuentra en fase de estudio, aunque el consistorio parece haberse mostrado receptivo con ella. Es el encaje jurídico de la misma (galería de arte o institución cultural) el que ralentiza la toma de la decisión final.

Vista aérea de la Isla del Rey en Menorca

Desde la propia galería se confirma que Hauser & Wirth está interesada en desplegar un espacio para la exhibición de obras de arte y el desarrollo de programas culturales en Mahón, subrayando cómo en la actualidad la entidad mantiene conversaciones con la Fundación Hospital de la Isla del Rey, el ayuntamiento y la autoridad portuaria. No obstante, rebajan el tono cuando, como algunas fuentes han apuntado, este podría ser también el destino de la colección privada de sus propietarios.

Sin lugar a dudas, Ni Iwan ni Manuela Wirth son unos recién llegados al mundo del arte, ni piezas secundarias en su engranaje. Tras volver a caer en 2016 al tercer puesto del ránking de los agentes más influyentes del ámbito artístico que cada año confecciona la revista «ArtReview», en 2015 se alzaron con la primera posición, un honor del que tan sólo había gozado hasta entonces otro galerista, Larry Gagosian, eso sí, este, en dos ocasiones: 2004 y 2010. El nombre de esta marca se completa con el apellido de Ursula Hauser, también empresaria y madre de ella, otra habitual de las Islas Baleares, donde su residencia de verano en Esporles (Mallorca), es conocida por la cantidad y calidad de obras de arte que atesora, con una gran araña de Loiuse Bourgeois presidiendo el comedor principal, a la que acompañan piezas de primer nivel de Jason Rhoades, Paul McCarthy y Raymond Pettibon, entre otros.

La firma Hauser & Wirth se ha hecho famosa por su lema «no sólo vendemos obras de arte, también vendemos un estilo de vida». En este 2017 se despejará si Baleares, después de que otros grandes proyectos –como el Museo Anselm Kiefer en Mallorca, auspiciado por el empresario alemán Hans Grothe– fracasaran, empieza a disfrutar del «way of life» del matrimonio Wirth.

Iwan Wirth

Texto publicado en ABC.es el 26 de enero de 2017

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *